sábado, 28 de abril de 2012

Pendientes

Era jueves y mientras pensaba en el único regalo que le hizo, tropezó con una chica de rojo.
Aún así, mientras le ayudaba a recoger la chaqueta a la chica, no podía para de pensar en ello.
Perdió los pendientes antes de verlos.
Le hubiera gustado haberlos visto, al menos una vez, antes de perderlos. 
Ya no tiene recuerdos a los que aferrarse, todos se han desgastado, y la imagen de los pendientes podría seguir ahí. Pero no.
Desde esa noche se quedó solo con el recuerdo de que perdió los pendientes, los que le regaló, antes de abrirlos.
A veces vuelve a aquel parque como si fuera a encontrarlos. Pero no aparecen. 
Quizás un día se cruce con una chica sin saber que esos pendientes que ella lleva son los que un día perdió. Quizás esa chica vaya de rojo, y se choque con ella un jueves por la mañana mientras piensa en esos pendientes que ni siquiera vio. Y ella jamás sabrá que son suyos.

©Alejandra 
Don't Copy

2 comentarios:

  1. Me alegra muchísimo que te guste!!
    mil gracias una vez más, Carolina:)

    ResponderEliminar